Recent Posts
Featured Posts

Desechos de Papel: Estadísticas para pensar dos veces


Un empleado en una oficina promedio en los Estados Unidos usa alrededor de 10.000 hojas de papel por año. Si sólo pensar en ese número le parece aterrador, considere que esto rápidamente se traduce en poco más de 12 billones (12.000.000.000.000) de hojas de papel utilizados en las oficinas en todo el país cada año.


Casi el 50 por ciento de ese papel terminará en un cesto de basura. En promedio, más del 70 por ciento de los desechos que producen la mayoría de las empresas consiste en papel. Vamos a dar un vistazo a algunas otras estadísticas de desperdicio de papel para comprender mejor la situación.


No desperdicies, No desees


Muchas cosas se pueden fabricar con poco desperdicios y desecho. El papel no es una de esas cosas. Así que ahora, antes de ir a imprimir este blog para compartirlo con sus compañeros de trabajo, tenga en cuenta lo siguiente: el proceso de fabricación de papel es un proceso extraordinariamente ineficiente que requiere una gran cantidad de recursos.


De acuerdo con Agencias ambientales, la producción de un kilogramo de papel requiere 324 litros de agua. La industria del papel es el tercer usuario más grande de combustibles fósiles en el planeta. Más del 40 por ciento de la tala industrial se destina directamente a la producción de papel. La demanda de papel de la humanidad es una de las causas más directas de deforestación en todo el planeta.


Con la enorme cantidad de recursos que se necesitan para crear papel, es angustioso el solo pensar que, de acuerdo con recientes investigaciones, el 30 por ciento de los trabajos de impresión ni siquiera se recogen de la impresora, y el 45 por ciento termina en la basura al finalizar el día.


No hay Espacio


Según la EPA, el material más común que se puede encontrar en los vertederos de Residuos Sólidos Municipales (MSW) es el papel. Los residuos de papel representan más del 40 por ciento del contenido en un basurero. A pesar de que el mundo sigue adoptando los medios digitales, solamente los periódicos pueden llegar a ocupar hasta el 13 por ciento del espacio en los vertederos estadounidenses.


La famosa biodegradación tiene sus limitaciones. El papel es mucho más resistente al deterioro cuando se compacta en un vertedero que cuando está al aire libre, es decir en contacto abierto con la atmósfera. De hecho, un estudio del Proyecto Basura lo demostraba al desenterrar periódicos de la década de los 60 de un basurero y que se podía encontrar casi que intactos y completamente legibles.


La “Basura” del “Correo Basura”


La sociedad tiene un proceso de desecho de los folletos y correo basura bastante ineficiente. Los folletos son impresos en papel, éstos llegan a su buzón de correo, Usted los toma y enseguida van a parar a la basura. Hablando de eficiencia.


Piense con cuanta frecuencia realmente Usted guarda y utiliza un folleto que recibe por correo. Ahora considere que cuatro millones de toneladas de correo basura son arrojadas a los basureros cada año. Según la EPA, esto es algo más del 50 por ciento del correo basura que se produce.


Más allá del Correo basura, piense en sus facturas - agua, electricidad, cable, teléfono, etc. La mayoría de éstos tienen el mismo destino: lanzados a la misma pila de basura que su correo basura. ¡A veces con más ganas aún!


¿Qué se puede hacer?


Ir a un modelo 100% digital, eliminando el papel por completo no es viable para todas las empresas. Pero se estima que el 50 por ciento de los desechos de oficina que van a los basureros son reciclables. Expertos predicen que, si los sistemas de gestión de documentos digitales fueran extensamente adoptados se podrían ahorrar alrededor de 1.4 billones de libras de papel. A nivel personal, puede ahorrar grandes cantidades de papel prestando un poco de atención a su conciencia. Hoy día muy rara vez se usa una guía telefónica, sin embargo muchas, quizás la mayoría de las ciudades, siguen imprimiéndolas. Si usted y 499 de sus vecinos más cercanos los reciclan en lugar de tirarlos a la basura, podrían salvar aproximadamente 30 árboles.


Afíliese a los servicios de facturación sin impresión o digitales. Opte por no recibir correo no deseado llamando al número gratuito que aparece en los anuncios. Piense dos veces antes de imprimir algo que solo va a mirar o leer y luego tirar a la basura. Regístrese para recibir sus revistas en línea, abandonando las versiones impresas. Utilice almacenamiento electrónico y escanee sus recibos, instrucciones y formularios. ¡Quizás una de las cosas más importantes que pueda hacer es comprar artículos reciclados! Revise cuidadosamente los paquetes, cajas y bolsas de sus libros, cuadernos, tarjetas y papeles en busca de la frase "Hecho con materiales reciclados".

Paper Waste: Stats to Make You Think Twice

The average U.S. office worker uses around 10,000 sheets of paper per year. If that number alone seems like a lot, keep in mind that means we’re talking in the realm of just over 12 trillion (12,000,000,000,000) sheets of paper used in U.S. offices every single year.


Nearly 50 percent of that paper will end up in the trash. On average, 70 percent of the waste that most companies produce consists of paper. Let’s take a look at some more paper waste stats to better understand the issue.


Waste Not, Want Not


A lot of things are created with very little waste. Paper is not one of them. Now before you print out this blog to share with your coworkers, keep this in mind: Paper manufacturing is an incredibly wasteful process that necessitates a huge amount of resources.


According to Environmental Agencies, the production of one kilogram of paper requires 324 liters of water. The paper industry is the 3rd largest user of fossil fuels on the planet. Over 40 percent of industrial logging goes directly towards paper production. Humanity’s demand for paper is one of the most direct causes of deforestation across the planet.


With the massive amount of resources required to create paper, it’s shocking to consider that, according to research, 30 percent of print jobs are never even picked up from the printer, and 45 percent end up in the trash by the end of the day.


We Don’t Have the Space


According to the EPA, the material most frequently encountered in MSW (Municipal Solid Waste) landfills is paper. Paper waste accounts for more than 40 percent of a landfill’s contents. Despite the worlds continued embrace of digital media, newspapers alone can take up as much as 13 percent of the space in US landfills.


Biodegradable only goes so far in a landfill environment. Paper is much more resistant to deterioration when compacted in a landfill than when it’s in open contact with the atmosphere. In fact, a study by the Garbage Project showed that, when excavated from a MSW landfill, newspapers from the 1960s can be found intact and completely readable.


The “Junk” in “Junk Mail”


Humanity has devised a pretty silly pipeline for junk mail flyers. The flyers get printed on paper, they get put into your mailbox, then you take them and put them in the trash. Talk about efficiency.


Think about how often you actually hold on to a flyer you get in the mail. Now consider that four million tons of junk mail are delivered to landfills each year. According to the EPA, that’s more than 50 percent of the junk mail that gets made.


Junk mail aside, think about your bills – water, electricity, cable, phone, etc. Most of these are tossed in the same trash pile as your junk mail. Perhaps with even more vigor.


What Can Be Done?


Going 100 percent paperless isn’t plausible for every business. But it’s estimated that 50 percent of office waste that goes to landfills is recyclable.


Experts predict that, if digital document management systems were widely used, it would save around 1.4 trillion pounds of paper.


On a personal level, you can save huge amounts of paper with just a little mindfulness. You rarely use a phone book, but most cities continue to print them. If you and 499 of your closest neighbours recycle them instead of throwing them in the trash, you’ve just saved approximately 30 trees.


Go paperless with your bills. Opt-out of junk mail by calling the toll-free number listed on the ad. Think twice before you print something that you’re just going to mark-up and then throw in the trash. Sign up for online magazines and ditch the print versions. Use electronic storage and scan your receipts, instructions and forms. Perhaps one of the biggest things you can do is buy recycled items! Make sure you’re checking the packages of your books, notebooks, cards and household papers for the phrase “Made from Recycled Materials.”

Leonardo Luna, Business Optimization Specialist, Schooley Mitchell

Leonardo Luna es Lic. en Informática con más de 20 años en la industria de telecomunicaciones y experiencia en el desarrollo y ejecución de estrategias de comercialización para tecnologías.

Actualmente se especializa en la optimización de la cadena de suministro y reducción de gastos para Telecom, Merchant Services y Package Shipping para pequeñas, medianas y grandes empresas, bajo un modelo disruptivo Sin costo o riesgo inicial.


Schooley Mitchell ofrece asesoramiento y análisis objetivos para garantizar que Usted esté recibiendo los mejores servicios disponibles en el mercado al mejor precio en:

  • Telecomunicaciones (telefonía, internet, celular)

  • Procesamiento de tarjetas de crédito

  • Envío de paquetes.

Somos independientes de todos los proveedores y actuamos solo tomando en cuenta sus mejores intereses.

Una revisión sin compromiso identificará los retos que enfrenta y le proporcionará soluciones prácticas y de ahorro de costos. Si no encontramos ahorros para usted, no hay cargo por nuestros servicios.

Visítenos en www.schooleymitchell.com/lluna

Follow Us
Archive
  • Facebook Basic Square
  • Twitter Basic Square
  • Google+ Basic Square
DIRECTORIO DE MIEMBROS
PROMOCIONA TU NEGOCIO
AFÍLIATE A LA CÁMARA
CONTÁCTANOS
111-1116841_contact-info-contact-us-back
  • VACC
  • VACC
  • VACC

©Venezuelan Chamber of Commerce. All Rights Reserved 2018. Website design by Miami Digital Hub.